Des-confianza online

En el 2005 obtuve para una de las páginas web que gestiono el sello de calidad de IQUA (la agencia catalana para la calidad en Internet), este sello garantizaba que la página web cumplía unos requerimientos mínimos como el cumplimiento de la LOPD y la adhesión a un código de conducta y en su momento me pareció conveniente disponer de este sello. En el 2008 IQUA se fusionó con Confianza Online y pasamos a tener el sello de Confianza Online. Hasta aquí todo fue bien, pero en el año 2009 empezó a ir mal. Nos enviaron un recordatorio de adhesión (3 meses después de haber expirado el anterior), hicimos el pago de la cuota y un mes después nos enviaron un email diciéndonos que la página web no cumplía con los requerimientos del sello y que teníamos 15 días para subsanarlo. Sorpresa ! no habíamos cambiado la web en varios años y ahora de repente, por arte de magia, no cumple con los requerimientos. Mirando el informe que nos enviaron, de los 4 puntos a modificar solo uno de ellos tenía validez, un enlace a un sitio externo que no estaba debidamente indicado. Los demás puntos no figuraban en el código de adhesión al que nos habíamos adherido y que figuraba en la página web de Confianza Online. Tampoco se nos había notificado ningún cambio en dicho código y consideré bastante abusivo el que cambiarán los requerimientos para la obtención del sello sin notificación previa justo después de haber cobrado la cuota anual por adelantado.  Además estos cambios no estaban publicados en ninguna parte y no considere oportuno renovar la adhesión a un código con cambios que desconocía así que le envié un email a principios de diciembre solicitando una copia del contrato y condiciones de adhesión (que nunca había tenido) y copia del código ético actualmente aprobado y en vigor y retiramos el sello de la página web. Recibí el acuse de lectura de este email pero nunca enviarón respuesta alguna. En marzo de 2010 volví a enviar la misma solicitud esta vez por burofax, que fue entregado correctamente.  Tampoco recibí respuesta alguna. Eso si, a principios de junio recibí la factura para la renovación del sello a pesar de haber solicitado la baja.

Para los que esteis pensando en obtener este sello de calidad si bien la idea de tener una certificación de calidad es interesante también hay que considerar quien esta detrás de esa certificación. En este caso Confianza Online no merece en absoluto esta confianza:

– no publican el código ético tal como es exigido a las empresas adheridas

– no publican las condiciones de adhesión, entendidas como condiciones de contratación del sello donde se deberían especificar por ejemplo los plazos para la rectificación de errores.

– no atienden las solicitudes de las empresas adheridas respecto al código ético y las condiciones de contratación

– Hay incoherencias entre lo que publican en su pagina web y el código ético, por ejemplo, en la sección de preguntas frecuentes dicen que la reclamación » Es absolutamente gratuita ya que quienes costean los procedimientos para tramitar una reclamación son las entidades adheridas», pero en el código ético no dice nada de esto y tampoco en las condiciones de contratación (que no existen)

– su página web incumple su propio código ético, por ejemplo, ninguno de los enlaces externos en su pagina web esta correctamente indicado

– han demostrado un desconocimiento manifiesto de la red:

No es de estrañar que en su código ético no recomienden el uso de certificados SSL para cifrar y proteger las transmisiones de datos personales, la publicación de las políticas de privacidad usando protocolos ya existentes como P3P, el uso de medidas de seguridad para la protección de datos personales o incluso auditorias de seguridad.

Por otra parte si pensáis que el sello puede ayudaros a vender mas en vuestra tienda en internet, al menos en nuestro caso es totalmente falso. Ni aumentaron las ventas cuando nos dieron el sello ni disminuyeron cuando dejamos de tenerlo. El tener el sello en realidad solo sirve para hacerles publicidad a través de enlaces a su página web y engrosar sus bolsillos.  Curiosamente si miramos la mayoría de páginas con este sello es mas conocida la marca que se vende en la pagina web o la empresa que hay detrás que el sello de Confianza Online y en estos casos esas empresas están pagando por hacerles publicidad ya que los usuarios confían mas en la marca o empresa que en el sello, que la mayoría desconoce totalmente.

Además varias de las exigencias que tienen pueden en realidad hacer que las ventas disminuyan en vez de aumentar. Por ejemplo, una de las nuevas exigencias es indicar en el momento de la compra que estamos adheridos a Confianza Online. En este caso consideramos mas oportuno indicarlo en la página ‘Acerca de’ y en las condiciones de contratación ya que esta demostrado que incluir demasiado texto en el proceso de compra reduce las ventas  , así que ojo con las recomendaciones porque pueden causar el efecto contrario. Mi recomendación a este respecto es incluir unicamente las advertencias requeridas por la legislación actual de forma clara y concisa, con enlaces a las condiciones de contratación y a la política de protección de datos (para aquellos valientes que las quieran leer completas) y además incluir de forma muy clara aquellas condiciones especiales que puedan ser de interés al usuario (especialmente aquellas condiciones que puedan perjudicarlo).  Porque ? porque si ponemos demasiado texto los usuarios tienden a no leerlo o a no comprar por no tener que leerlo o porque no lo entienden. En todo caso lo mejor es asesorarse correctamente y hacer que un especialista revise la página web y si quereis una certificación de calidad no hay nada como las ISO que si son reconocidas por todos los usuarios.

Finalmente, para los usuarios este sello solo indica que la pagina web que lo tiene cumple con la ley pero esto no es ninguna garantía de que no tenga condiciones de compra abusivas, de que trate sus datos con la seguridad debida o de que cumpla realmente  las condiciones anunciadas (ver opinión 1, opinión2, opinión3, opinión4).

Esta entrada fue publicada en El crujidero. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.